0
Posted noviembre 13, 2017 by Rodrigo Iván Pacheco in Análisis
 
 

Smart TV: Las 10 Cosas para conocer antes de Arriestarge a Comprarlo




¿Crees que un “Smart TV” es realmente inteligente? A esta pregunta hay una gran cantidad de respuestas aunque muchas de ellas, no llegan a ser de gran satisfacción por parte de quienes las formulan. Hay quien consideran que este tipo de accesorios para el hogar son preferibles a un Tablet Android o a cualquier TV-BOX, estas últimas pequeñas cajas que tienen la posibilidad de convertir a un televisor convencional en una especie de dispositivo móvil Android.

Ahora bien, debemos considerar que estos televisores inteligentes conocidos generalmente como “Smart TV” tienen un sistema operativo en su interior y por tanto, también están susceptibles de cualquier ataque hacker. Sin darnos cuenta, la información más importante podría ser robada en cuestión de segundos; si lo dudas, quizá debas revisar determinado número de vulnerabilidades que se presentaron en la plataforma Android, esto sin dejar de mencionar a todos lo que ha venido ocurriendo con Windows e inclusive con algunas compilaciones de Linux.




1. Smart TVs: ¿Son realmente inteligentes?

Una de las primeras cosas que deberías conocer en este instante, es sobre la autenticidad de esa frase que intenta categorizada a los “Smart TVs”.

Muchas personas piensan que uno de estos Smart TVs son televisores inteligentes debido a que responden rápidamente a nuestras peticiones. Deberías conocer, que inicialmente se denominaron “televisores conectados” y posteriormente se decidió adoptar una forma más atractiva de llamarlos (inteligentes).

Quienes promovieron esta denominación para los Smart TV inicialmente fueron las firmas fabricantes Samsung y LG. Se suponía, que eran “televisores inteligentes” porque tenían la capacidad de conectarse a Internet y con ello, mostrarnos diferente tipo de contenido streaming mediante aplicaciones variadas de entretenimiento.

Según fue avanzando su tecnología, algunos modelos tenían capacidad de mostrarnos juegos de baja demanda, estaciones de radio y por supuesto, la navegación por diferentes entornos en la web. Modelos más actuales incluyen el reconocimiento de comandos de voz para poder darle órdenes a estos Smart TVs.

Es así que fácilmente, una persona podría utilizar su “Asistente de Voz” para encontrar algo interesante para ver, lo cual generalmente esta guardado en servidores de Internet. En determinados casos y dependiendo de la tecnología de estos televisores inteligentes, muchos tienen la posibilidad de monitorear todo lo que se encuentre en casa. Por ejemplo, puedes variar la intensidad de la luz, abrir o cerrar cerraduras, controlar otros equipos conectados y una gran cantidad de situaciones similares siempre y cuando, cuenten con sensores.

2. Smart TV: ¿Qué empresas los fabrican?

Actualmente existen una gran cantidad de empresas que fabrican estos Smart TVs, habiendo prácticamente una gran variedad y diversidad de modelos que se ajustan perfectamente bien a cualquier presupuesto.

Es así que fácilmente podríamos encontrar televisores inteligentes provenientes de fabricantes chinos, estando allí incluidos el nombre de Hisense y TLC, modelos que pueden incluir servicios integrados Roku. Quien desee algo más sofisticado tendrá que acudir a televisores inteligentes de gama alta, los cuales generalmente vienen de la mano de la firma surcoreana. Allí encontramos a micrófonos incorporados que tiene la capacidad de reconocer nuestra voz y gestos, para aceptar órdenes de diversa índole.

Además de los nombres mencionados anteriormente, podríamos llegar a encontrar Smart TVs de marca Philips, Panasonic, Sony, Toshiba, Sharp y Vizio entre otras cuantas más.

3. Smart TV: ¿Cómo se conectan a Internet?

A esta pregunta existe una simple respuesta. “Igual que lo hace un dispositivo móvil”. Esto quiere decir, que un televisor inteligente puede conectarse a Internet utilizando su tecnología Wi-Fi o un cable de red LAN.

Smart TV

En la mayoría de hogares existen Routers con estas dos alternativas para conectarse a Internet; lo único que debe hacer el usuario, es tratar de averiguar si su próxima compra de Smart TV tiene la posibilidad de conectarse por cualquiera de las dos vías. Si usáramos un cable de red LAN tendríamos una mejor reproducción de los videos streaming. Si en cambio nos orientamos por utilizar la conectividad Wi-Fi, deberíamos tratar de ver si el router es compatible con el formato 802.11ac, pues es el más rápido y estable que existe hasta el momento.

Si tenemos nuestro Smart TV en un lugar específico y el router lastimosamente se encuentra demasiado lejos, podríamos estar teniendo problemas de recepción al querer conectarnos vía Wi-Fi. Para este tipo de casos, es recomendable tratar de utilizar “repetidores” para que la señal llegue casi a todo lugar dentro de la casa. En el mercado existen muchas variantes de routers de largo alcance pero lastimosamente, algunos de ellos son demasiado costosos. Los más económicos pueden tener limitaciones en el rango de recepción.

4. Smart TV: ¿Que puedo ver en ellos?

Para responder esta pregunta debemos analizar lo que inicialmente podríamos encontrar “como interfaz” en cada uno de los modelos de Smart TV que existen al momento.

Si tomaras algunos de ellos y los reunieras en un sólo lugar (que pertenezcan a diferentes firmas fabricantes) podrías notar fácilmente, que la interfaz es diferente. Esto quiere decir, que cada uno de los fabricantes lo ha personalizado de acuerdo a su gusto y preferencia. Tal diferencia también tiene que ver con el sistema operativo interno de estos televisores inteligentes.

Smart TV

Un televisor inteligente actual tiene la capacidad de mostrarnos contenido multimedia (especialmente vídeos) streaming desde distintas fuentes. NetFlix, Hulu, Pandora o Amazon Prime Video son sólo pequeños ejemplos de lo que podríamos estar viendo en algunos de ellos. Lastimosamente, la situación no es la misma para televisores inteligentes que tengan un tiempo de antigüedad de dos años o más. Los mismos, posiblemente no tengan la capacidad para actualizar el sistema operativo, lo cual quedará reflejado en la imposibilidad de seguir presentando programación de NetFlix o de cualquier otro servicio similar.

Dependiendo de cada modelo, la interfaz en estos Smart TV puede ser simple o sofisticada. Esto último generalmente se lo encuentra en los de la firma surcoreana, en donde se suelen mostrar pequeñas cajas en una banda dinámica hacia la parte inferior de la interfaz. Los usuarios solamente tienen que navegar por cada una de ellas para elegir el servicio que desee disfrutar. Otro tipo de televisores optán por una interfaz 3D, situación que puede ser agradable para unos pero completamente difícil e inadecuada para otros.

Televisores inteligentes de la marca Sony y Sharp actualmente están incursionando con sistema operativo Android TV. Esta podría ser considerada como una de las mejores ventajas si consideramos, que dicha plataforma es manejada por Google. La firma siempre tiene preferencia por entregar mejoras en sus actualizaciones y servicios a la vez. Sólo por dar un pequeño ejemplo de ello podríamos decir, que este tipo de televisores inteligentes podrían estar sincronizados con el “Google Home“, el cual tiene mejores posibilidades de trabajo con comandos de voz de Google y que inclusive, te podría ayudar a hacer llamadas gratis sin pagar nada.

5. Smart TV: ¿Su sistema operativo es actualizable?

Como lo hemos mencionado en uno de los párrafos anteriores, todo depende de la antigüedad que tenga nuestro Smart TV. Si tienes uno con antigüedad de aproximadamente dos o tres años, posiblemente su hardware no soporte las nuevas versiones de los sistemas operativos en estos televisores inteligentes.

Los televisores inteligentes más recientes reciben actualizaciones períodicas gracias a que están conectados permanentemente a Internet. Esto es de mucha utilidad, ya que dichas actualizaciones en realidad vienen a ser parches de seguridad que además, intentan mejorar la eficiencia de trabajo de estos Smart TVs. Para estar enterados de las actualizaciones que están disponibles, siempre es recomendable seguir las cuentas de redes sociales de los fabricantes. Algunos de ellos suelen notificar en sus cuentas de Twitter que los usuarios de predeterminado modelo de Smart TV busquen la nueva actualización que corregirán algunos errores.

6. Smart TV: ¿Puede congelarse como un PC normal?

Ante dicha pregunta podríamos iniciar diciendo, que un ordenador personal de reciente tecnología puede tener gran cantidad de memoria RAM, una excelente tarjeta gráfica, un buen procesador y otros cuantos elementos más que teóricamente, deberían funcionar perfectamente bien sin opción a fallo alguno.

Los televisores inteligentes Smart TVs tienen menos recursos que un ordenador personal y por tanto, también están susceptibles a una gran cantidad de fallos. Los mismos pueden presentarse cuando se intenta escalar un vídeo de una resolución estándar hacia alta definición. Para ello, algunos datos pueden ser almacenados en la memoria RAM (o en la caché) de forma indiscriminada. Cuando esto ocurre, el televisor inteligente necesita purgar algo de esta información y al no poder hacerlo, simplemente se apaga intempestivamente.

Ahora que la tecnología está en creciente aumento, quizá debas considerar comprar un Smart TV con procesador de cuatro núcleos para evitar algunos problemas de congelamiento o reinicio irregular.

7. Smart TV: ¿Puedo ver algo diferente a videos streaming?

Cuando alguien se realiza ese tipo de preguntas espera una respuesta que principalmente, involucre a los videojuegos. Si hemos hecho una comparativa de estos Smart TVs con los dispositivos móviles, ¿por que no disfrutar de algunos juegos tal y como lo hacemos en un teléfono móvil?

La respuesta queda evidenciada en el tipo de hardware que aún tienen estos televisores inteligentes. Un teléfono móvil cuenta con mejores características que el Smart TV y por tanto, en estos últimos únicamente podríamos revisar juegos casuales o básicos. Si quieres algo más avanzado obligatoriamente tendrías que comprar una consola de videojuegos Sony PlayStation, Xbox o cualquier otra similar.

Desde un teléfono móvil podríamos realizar una sincronización para poder ver su contenido en el Smart TV, situación que es más fácil realizarla debido a que estamos visualizándolo en una pantalla más grande. También existe la posibilidad de sintonizar “radios online”, lo cual también es de mucha ayuda ya que estos televisores inteligentes tienen la capacidad para apagar la pantalla pero seguir manteniendo el sonido.

8. Smart TV versus Receptores Satelitales: ¿Cuál es mejor?

Si estás pensando en esta pregunta, esto quiere decir que aún no tienes uno de los Smart TV existentes en el mercado y por tanto, trataremos de realizar una pequeña analogía con el dispositivo móvil que podrías tener en tus manos.

Si tienes un teléfono móvil Android o un iPad, allí puedes instalar Netflix o a cualquier otro servicio streaming de televisión. Podrás darte cuenta en unos cuantos días, que la programación repetitiva. Esto se debe, a que no estamos recibiendo la señal “en vivo y en directo” sino más bien, programas que han sido guardados en los servidores de quien ofrece el servicio.

Lo contrario ocurre con los receptores satelitales (conocidos también como decodificadores de señal). Aquí los usuarios están comprando una caja con circuito integrado, que tiene la capacidad de conectarse a las diferentes estaciones de televisión (y de radio) por medio de una antena parabólica. La recepción de la señal hará que veas la programación que se está emitiendo en “vivo y directo” en un canal de televisión.

Algunas cadenas televisivas entregan las aplicaciones para que sus usuarios las puedan instalar en sus televisores inteligentes o en los dispositivos móviles. Lastimosamente esto representa algo de dinero extra para invertir mensualmente.

Un decodificador o receptor satelital involucra un pago mensual por determinado número de canales a disfrutar en el televisor convencional. La aplicación puede ser gratuita, pero tienes que pagar algo de dinero por la suscripción mensual a esa cadena televisiva. Si quieres ver la programación de unos 20 canales, tendrías que multiplicar dicho valor por la cantidad de canales que desees ver en tiempo real.

9. Smart TV: ¿Puede contagiarse de algún virus o troyano?

Considerando que los televisores inteligentes tienen software y hardware la respuesta sería “si”. Aún cuando los diversos modelos de Smart TVs tiene interfaz distinta personalizada por sus fabricantes, pero en su gran mayoría funcionan con versiones de Linux.

Estas versiones de Linux son extremadamente conocidas por hackers, quienes trabajan desde sus más profundas entrañas en dicho sistema operativo y por tanto, lo conocen perfectamente bien como para vulnerarlo el momento que ellos deseen.

Por tal motivo, expertos en seguridad informática recomienda a los usuarios de estos televisores inteligentes no utilizarlos bajo ningún pretexto para visitar su banca en línea, hacer transferencias de dinero, comprar con tarjeta de crédito en las tiendas online entre otras cuantas alternativas más.

10. Smart TV: ¿Tiene mejor imagen que una señal convencional?

Definiendo como “señal convencional” posiblemente estemos haciendo referencia a las cadenas de televisión que se presenta en el área local.

Bajo este sentido podríamos decir que “no necesariamente”. La trasmisión de videos streaming por parte de diferentes servicios (NetFlix o cualquier otro que conozcas) tiene una calidad que depende del ancho de banda contratado. Si existen limitaciones entonces recibirás una señal demasiado pobre y por tanto, será muy inferior a lo que generalmente vez en tu red de canales locales.

El ancho de banda no es el único problema, pues también existen anomalías en el tipo de conexión Wi-Fi que vayamos a utilizar con estos Smart TVs. Si nos encontramos fuera del área de cobertura habrán congelamientos de imágenes y por tanto, el sistema se detendrá. También debes tomar en cuenta, que algunas pantallas no tienen una “densidad gráfica” (ppi) supremamente grande y por tanto, la definición de imagen podría ser medianamente pobre.

Smart TV y nuestras conclusiones generales

Ahora mismo, comprar un Smart TV puede ser una excelente idea para muchas personas pero deberíamos hacer una pequeña comparativa, con lo que ofrecen aquellas cajas con sistema operativo Android que puedes conectar fácilmente al puerto HDMI de cualquier televisor convencional.

La señal que entregan estas pequeñas cajas es realmente magnífica y por tanto, podrías tener una mejor experiencia al revisar contenido multimedia streaming. Ahora bien, siempre es necesario tratar de mantenerse al margen de programación pirata, pues esto último puede ser penalizado en diferentes regiones del planeta. Las empresas proveedoras del servicio aseguran que no invaden la privacidad de sus clientes y por tanto, que desconocen lo que ellos pueden estar haciendo con su conexión a Internet.

Según la opinión de algunos expertos informáticos, esta es una “falacia” pues las proveedoras del servicio de Internet conocen perfectamente bien cuantos equipos están conectados a la red, cual es la conexión de ancho de banda utilizado y porque no decirlo, que páginas web están siendo visitadas en los distintos equipos. Es por esa razón que algunas personas recomiendan emplear a TOR para navegar por Internet (siempre y cuando las aplicaciones lo permitan) y en el mejor de los casos, emplear navegación por redes VPN para evitar ser detectados.

Esto último puede ser de mucha utilidad pero lastimosamente, representa un valor agregado a pagar mensualmente. De todas formas, en este artículo hemos intentado dar a conocer lo que podríamos hacer con uno de estos Smart TVs en la casa; intenta hacer una comparativa de las especificaciones técnicas de entre varias propuestas y posteriormente, analiza cuál te conviene para comprar.

Trucos iOS que te van a GUSTAR


Rodrigo Iván Pacheco

 

No hay tecnología sin Gadgets, sin Redes Sociales o dispositivos iOS. Mi pasión por la tecnología me lleva a analizar lo bueno, lo malo y lo óptimo de cada aparato que llega a mis manos.